LDV 31.3.12 La nueva etapa.

De lo que hemos hecho antes, nada ya tiene que ver con las cosas que me gustan, las viejas ya las tiré, donde no recuperarlas, donde nadie pueda ver, ya no voy a ir a buscarlas, NO VOY A RETROCEDER.
He elegido la letra de "La nueva etapa", la canción que cierra el ep "C" de Lecciones de Vuelo, como intro para esta crónica de lo visto, oído, escuchado, sentido y vivido anoche en la Costello Club de Madrid.
La razón para empezar de esta manera, es sencilla y vibrante. Anoche, en mi humilde opinión, marcaron el inicio de una nueva etapa en el vuelo ascendente de LDV. El concierto de anoche fue un salto de gigante y sin paracaídas a lo que será una carrera llena de éxitos. Con un sonido a bloque, sin fisuras y con una contundencia de quitar el aliento, los chicos de  LDV nos hicieron volar durante la hora y poco que estuvieron sobre las tablas de la Costello.
Con una trilogía de eps a sus espaldas, LDV morían de ganas de hacerlo bien en la noche previa al domingo de ramos. Con un set de proyecciones alucinante, los cinco invadían el pequeño pero coqueto escenario para dar rienda suelta a lo mejor de esos 3 eps. El primer acierto de la noche, el setlist. Cuando preparas un concierto supongo que la selección de temas es el trabajo más duro. Siempre con el miedo de si funcionarán o no, el orden es el correcto... LDV acertó de pleno. No solo se marcaron todos los temas señeros de la banda ("Ayer" se quedó sin sonar otra vez para mi infortunio!) sino que tuvieron la osadez de incluír 3 temas nuevos. "El quid de la cuestión", "El hombre absorbente" y "La cosa nostra". 3 temas instántaneamente pegadizos que siguen en la (acertadísima) línea de "dueto" Piyi - Montané y que nos conectaron aún más si cabe a la idea de que LDV están más que listos para un LP.

 más fotoes AQUÍ

Con un setlist excelente y con las posibilidades sonoras de los 5, sumado a la exquisita acústica de la Costello, LDV hicieron el, hasta la fecha, mejor concierto que he podido contemplar en mi "carrera de Vuelo".
Piyi, Carlos, Montané, Pablo y Correa tienen clara la idea de "no retroceder", avanzar con los pies despegados del suelo en pos de un vuelo hacia tierras más altas. 
Ya sabes que no puedo ser demasiado objetivo porque realmente adoro lo que hacen, pero despegándome de mi piel de fan/amigo y viendo las emociones de anoche con un poco de reposo (ese reposo de los domingos resacosos) y objetividad musical, veo y tengo la sensación de que el sonido transmitido anoche es un salto de calidad, un empujón para saltar desde el rascacielos de una aventura iniciática, un desplegar de las alas que ahora son fuertes y que dan la seguridad de poder sobrevolar las ramas enmarañadas de la industria musical. 
Personalmente, creo en lo que hacen y esa creencia a veces vehemente, se la han ganado ellos a pulso. Sabiendo lo que han conseguido que me gusten, tanto que afirmo que son parte de mí, y comprobando que hay gente que se engancha a su arte cada día, no hago más que reafirmarme en la idea de que van a llegar lejos, tan lejos como sus alas ahora poderosas quieran volar. Yo trataré de estar por ahí cerca, para ser testigo de sus merecidos éxitos y ayudarles a respostar con mis ánimos y mi declarada devoción.

 Gracias Piyi, Montané, Correa, Carlos, Pablo, Amerie
ToedeVuelo

Comentarios

Entradas populares