Al clip clip y Albino vino

Todos sabemos de la importancia que tiene un vídeo-clip como herramienta de imagen y tarjeta de visita para un grupo o solista. Desde hace años, y aunque quizás ahora tengan menos movimiento, el clip se ha convertido en un verdadero arte. Un arte en el que se puede sobresalir de mil diferentes maneras y donde también se puede desmontar toda la esencia de una canción buena. 

1. La idea. En mi sencilla opinión la chispa que da vida al clip es más que esencial. Venga de donde venga, mejor si no es copiada-barra-inspirada por otro clip, será la base a partir de la cual todo se puede construir. 
A tener en cuenta los siguientes peligros: debe ser acorde con la canción o podemos descentrar mucho la atención; si caemos en algo demasiado abstracto no beneficia a la canción; mucho ojo con los tópicos (los instrumentos desenchufados); pregúntate si es posible realizarlo.
(un diez a la sencillez de una idea que refleja la preciosa canción de Cooper)

2. Trazar el plan. Desde luego hay millones de ideas, muchas de ellas buenas, pero el tiempo, la distancia y sobre todo la pasta marcarán que tu idea pueda llevarse a cabo o no. Localización, material, días de grabación, fechas de montaje, fecha de lanzamiento, la tortilla para el rodaje, pedir esos favores gratuitos pero muy bonitos de los colegas... un millón de cosas que tendrás que bordar para que los planetas se alineen a tu favor.
A tener en cuenta los siguientes peligros: si se puede sacar partido a lo sencillo (es decir, un presupuesto ajustado) saldrá al menos correcto mientras que si te pasas de aspiraciones se puede ver cutre.
(con medios es más fácil pero desde luego si la base es una genialidad, se cuadra el círculo)

3. La factura. La técnica está muy avanzada hoy en día y además es más o menos asequible para una gran mayoría, sin embargo es la factura, el como queda, lo que principalmente nos gustará o no. Una imagen vale más que mil palabras así que imagina muchas imágenes sobre pocas palabras. En este punto la edición y el montaje son vitales, desde luego. Pueden juntarse millones de materiales grabados que se ajusten al guión previo pero la clave es que luego el envoltorio muestre lo que la canción desea expresar, sí, la canción, que es lo más importante de un clip.
A tener en cuenta los siguientes peligros: debe quedar entendible porque si no se descodifica el mensaje no hay comunicación, todos sabemos que el grupo sabe tocar, ¿la historia queda explicada?.
(la textura que emana esta canción bebe de imágenes como las que han logrado mostrar)

4. Ver (y sentir). Pues llegamos al momento de servir el plato. Deberás elegir una fecha adecuada, podrás cebar el anzuelo con un teaser (cosa demasiado de moda para mi gusto), también puedes utilizar las redes y los "en exclusiva" para darte un poco más de bombo o si te lanzas al vacío estrenarlo en plan proyección antes del concierto o con un evento en un lugar aseado de Malasaña. Sea como sea, ten en cuenta que será visto por mucha gente, gente que le pondrá atención, gente que lo publicará en sus webs, gente que se lo guardará en su youtube-lista, gente que lo usará en modo reproductor-para-escuchar-música-en-el-curro y gente que lo disfrutará y se quedará con la canción.
A tener en cuenta los siguientes peligros: creemos en la libre interpretación; si la idea está bien trazada sin duda transmitiremos esa idea primaria, no abusar en publicarlo y republicarlo, ¿será bonito que salga en kiss tv?
(el mensaje está más que claro)

Toe

Comentarios

Entradas populares